Breaking News

¿Llevo o no una cámara fotográfica a mi viaje?

Si todavía recuerdas que hace algunas décadas, tomar fotografías no era poca cosa, pues tenías solo 32 oportunidades de apretar el botoncito para tomar aquel retrato, paisaje o grupo de personas, aquellas cámaras contenían un rollo que al final tenías la oportunidad de revelar los negativos por fotografías impresas en un papel especial. Mucho dependía del fotógrafo tomar en el momento adecuado cada fotografía, tengo 24 años y todavía recuerdo que la mayoría de las fotografías eran familiares en alguna fiesta de cumpleaños, bautizos o matrimonios y luego de ser revelados estos eran guardados cuidadosamente en un álbum fotográfico.



Pero esos tiempos quedaron atrás, la nueva tecnología hace que en la actualidad pequeños aparatos como relojes, lapiceros y otros pequeños gadgets traigan consigo una cámara fotográfica que pueden paralizar el tiempo en un instante, y se va perdiendo la costumbre de ser revelados, creo que me explayé demasiado haciendo algo de hincapié en este artículo, pues ahora voy al punto.

Y la pregunta es la siguiente ¿Es recomendable llevar una cámara fotográfica al viaje?, muchas personas asiduas a la fotografía lo primero que alistan cuando tienen la necesidad de viajar a un lugar nuevo que hay que conocer es una cámara, específicamente no una cámara fotográfica en sí, por lo menos un celular con una cámara que colme las expectativas que seguramente después de haber sido tomadas serán colgados en una red social. Pues lamentablemente ese hecho de guardar las fotografías en un álbum se ha ido perdiendo por el simple hecho que las fotografías pierden su valor cuantificable, por el hecho que ahora muchas personas pueden tomar cientos y cientos de fotografías simplemente teniendo consigo una cámara digital y una tarjeta SD con buena capacidad de almacenamiento.



Hace algunos meses mi hermana llevó los rollos de fotografía a una imprenta que hace mucho tiempo revelaba los negativos de las fotografías, resulta que en toda la avenida ya no estaban vigentes aquellas máquinas reveladoras, aseverando que si deseaba revelarlos tenía que pagar el triple por el costo que era en antaño, yo prefiero tenerlos en físico para poder verlas y emocionarme al ver esas fotografías únicas y que traen recuerdos nostálgicos,

La fotografía actual desde mi punto de vista es mucho más superficial, ya nadie se preocupa por el hecho de guardarlos en un álbum, desempolvar aquel álbum y mostrárselo a tus amigos o familiares, pasarlos de mano en mano para ser mostrados, también recuerdo que cuando una persona no llevaba una cámara en su viaje lo que hacía era pedir a un fotógrafo que siempre estaban en las plazas tome una fotografía familiar, para luego ser revelado al instante por la misma cámara.

Una pequeña conclusión es que cada persona tiene la potestad de llevarlas o no, aunque a veces resulta ser algo incómodo llevar una cámara si uno viaja a un lugar nuevo, claro si la cámara que llevas es uno grande como los actuales Nikon y Cannon, realmente son pesados, pero si gustas de la fotografía no habrá nada que se oponga entre tu cámara y tú, ya que esas ganas de hacer fotografías de lugares nuevos y espectaculares hará que el peso se te olvide. Te lo aseguro




¿QUIERES RECIBIR EN TU CORREO LAS NUEVAS PUBLICACIONES?

Registra tu email aquí:

Por FeedBurner

Recuerda que para quedar inscrito debes hacer click en el correo que te llegue

1 comentario:

  1. […] formas de hacerlo, caminar es la opción, la caminata reconforta, más si uno va acompañado de una cámara fotográfica, para captar momentos y tenerlos como recuerdo de nuestras […]

    ResponderEliminar